Más protección para la cabeza del piloto

La FIA sigue firme en su intento de proteger al piloto y en especial, su parte más expuesta en un monoplaza, la cabeza. Los detonantes fueron los dos fatales incidentes en apenas una semana tanto de Henry Surtees en F2 como de Felipe Massa en F1, ambos en julio de 2009. Surtees falleció durante una carrera en Brands Hatch por el impacto en su cabeza del neumático de otro monoplaza, que quedó botando sobre la pista. Una semana después, en Hungría, Felipe Massa recibía otro impacto de un muelle perdido que golpeó violentamente su frente atravesando el casco.

El Instituto FIA ya ha probado un bastidor tubular de titanio que parapeta el casco del piloto en caso de un fuerte impacto delantero. La simulación se ha llevado a cabo lanzando, mediante un cañón de nitrógeno, una rueda completa de 20 kilogramos a 225 kilómetros por hora contra el bastidor construido por Lotus F1 Team, que aguantó perfectamente el impacto y protegió el casco situado detrás. Sigue leyendo