Mugello, la cita inesperada de 2012

En 2009 la FIA prohibió los entrenamientos durante la temporada para ayudar al ahorro de los presupuestos de los equipos. Desde entonces, las escuderías y sus pilotos vieron como mejorar el coche y buscar nuevas soluciones se convertía en algo realmente arriesgado, pues tenían que hacerlo en los entrenamientos libres. Si las nuevas piezas no servían, perdían todo un fin de semana.

Pero tras las pruebas de pretemporada en Barcelona y Jerez, los equipos suplicaron a la FIA nuevos plazos para pisar el asfalto durante la temporada con la finalidad de probar las posible mejoras y aumentar la calidad de conducción de los pilotos.

Fernando Alonso fue uno de los que más quejas realizó a la prensa:

‘Pedidle a Nadal que pruebe una nueva raqueta solamente seis días o a un futbolista que entrene solamente seis veces antes del Mundial’

Sigue leyendo

Anuncios